Sábado, 05 Mayo 2018

Santiago de Chile renovada y siempre atractiva

Santiago de Chile renovada y siempre atractiva

La capital de Chile es una bella ciudad. Para los uruguayos, acostumbrados a la “suave planicie” de nuestro país, la cordillera de los Andes es una atracción en sí, siempre presente en el horizonte santiaguino.

por María Shaw

Hace poco volví a Santiago luego de unos cuántos años. Como siempre, me recibió pujante, con nuevos accesos desde el Aeropuerto Internacional Arturo Merino Benítez, que está siendo ampliado para convertirse en el Nuevo Pudahuel. Las vías rápidas para llegar al centro y a las diferentes comunas y barrios cuentan con peajes automáticos, y parte de las mismas se deslizan en extensos tramos de túneles por debajo del río Mapocho.

Santiago, dinámica y cosmopolita, hoy es el tercer destino turístico más popular de Sudamérica. Cultura, gastronomía, bohemia, turismo de compras y experiencias ligadas a la naturaleza a los pies de la Cordillera de los Andes, son algunas de las tantas actividades que lograron que la capital chilena se posicione también dentro de los destinos imperdibles de 2018 según “NationalGeographicTraveler”. El mirador más alto de Sudamérica Impresionan los monumentales edificios vidriados en varias zonas, siempre rodeados de jardines y parques arbolados.

Sin duda destaca el Sky Costanera, el rascacielos más alto de América del Sur, de 62 pisos, con un mirador a 300 metros de altura, ubicado en el Costanera Center, en Providencia. Su perfil se observa desde toda la ciudad, invitando a conocerlo. La tarde era diáfana, por lo que la vista de 360 grados bien valía la pena. El mirador está abierto los 365 días del año; de 10.00 a 22.00 horas (el último ascensor para acceder es a las 21 horas). Valores en pesos chilenos: $ 15.000 para mayores de 13 años, $ 10.000 de 4 a 12 años, y $ 7000 para tercera edad.

En menos de un minuto, los ascensoressuben al piso 61, con terraza vidriada y de allí se accede al área a cielo abierto en el piso 62. El templo de la luz De lejos parece una cúpula de seda y de noche, encendido, una gran flor que ilumina la ladera de la cordillera. Es otra de las novedades de Santiago. Se trata del templo Bahá’í de Sudamérica, que abrió sus puertas en octubre de 2016. La zona precordillerana de la comuna de Peñalolén fue escogida para combinar aspectos naturales y la conexión a la ciudad. El magnífico edificio, con forma de flor, y que se observa desde lejos, es una gran atracción para chilenos y turistas, que llegan hasta allí para curiosear y se retiran en silencio, impactados por el lugar y lo que representa. Es que la Casa de Adoración Bahá’í de Sudamérica, junto con sus jardines y dependencias, está abierta,en forma gratuita, a todas las personas que deseen conocerla. La misma se suma a las casas de los otros continentes, convirtiéndose en un punto de encuentro que promueve la unidad a través de una libre participación en actividades, actos de oración y de servicio, en un ambiente sereno y desprovisto de rituales o ceremonias.

“Son bienvenidas todas las naciones y todas las religiones, sin prejuicio hacia nadie, con amor hacia todos”,así reza en el folleto que entregan los adherentes a la fe Bahá’í, fundada por Bahá’u’lláh hace más de un siglo y medio en Persia (hoy Irán), que tiene más de cinco millones de creyentes en el mundo y en Chile cuenta con una comunidad de unas seis mil personas. Abre sus puertas - excepto los lunes y feriados - de 9.00 a 19.00 horas, en la Diagonal las Torres, a la altura del 2000, en Peñalolén. El lugar cuenta con un amplio estacionamiento.

Por senderos y escaleras, entre jardines de especies nativas y silvestres, se accede a la explanada, donde destaca un gran estanque y 9 pequeños espejos de agua... y el templo. Su arquitectura es impactante, a la vezelegante y etérea, con un estilo innovador. El estudio canadienseHariri PontariniArchitects,seleccionado entre 180 firmas de 85 países, basó su diseño enla luz, reconociéndola como una fuerza dinámica que une a todo el universo. En una de las columnas del templo se puede leer una máxima de la feBahá’í: “Tan potente es la luz de la unidad que puede iluminar toda la tierra”.

La planta circular del edificio de 30 metros de diámetro, es un ejemplo de continuidad, movimiento y curvas; son nueve pétalos que se elevan hacia el cielo a 30 metros de altura. El interior es de mármol tallado traslúcido y el exterior está recubierto por un vidrio fundido desarrollado especialmente, que le otorga transparencia. De esa manera, a través de los tamices, el centro religioso recibe la luz y por la noche emana hacia el exterior, formando una mezcla entre lo espiritual y lo material. La cúpula simboliza al mismo tiempo la diversidad de la raza humana y su unidad esencial.

La vista y el espíritu se elevan, en el profundo silencio, e inspiran a rezar, guiados por un libro de oraciones Bahá’ís, que obsequianal acceder al templo. Un plus: la magníficavista de la ciudad de Santiago desde ese punto de la ladera de los Andes.

Galería de imágenes: 1.- Modernos edificios desde lo alto del Sky Costanera. 2.- Sky Costanera desde el Parque Forestal. 3.- Casa de Adoración Bahá’í de Sudamérica. 4.- Magnífica vista de Santiago desde el Templo Bahá’í.

L/D

www.cipetur.com

 

Afiliación

¿Desea ingresar al CIPETUR?
Complete la solicitud de afiliación >>

Desayunos de Turismo

Inscripción >>

Espacio del FÓRUM

Contactos

Roque Baudean
[email protected]
+598 91 72 73 04

[email protected]
[email protected]

 

Buscar


Próximos Eventos Nacionales


Próximas Ferias Internacionales


Acceso Usuarios